lunes, 20 de abril de 2015

Bacalao Fresco con Soja

Antes de que se acabe la temporada del bacalao tenía que poneros esta nueva forma que he encontrado de cocinarlo. Es facilísima, rapidísima y los niños a los niños les ha gustado tanto que ya han preguntado que cuando vuelvo a hacerlo. ¿Qué más se puede pedir? Sólo se me ocurre una cosa más, que sea barato. Yo lo he comprado entero a 3,95 el kilo y lo he aprovechado enterito. Con la espina y la cabeza que he hecho unas albóndigas buenísimas, que prometo poner un día de estos.

El bacalao nada en aguas frías y su temporada va desde el otoño a la primavera, aunque salado podemos encontrarlo todo el año. A mi personalmente me gusta más fresco. El Bacalao aporta grandes dosis de proteínas de alto valor biológico y tiene una cantidad importante de lisina, una aminoácido esencial importante durante el crecimiento. Es un buen aliado en la lucha contra el colesterol, ya que la grasa que tiene está constituida básicamente por ácidos grasos Omega 3.
También es rico en minerales y vitaminas del grupo B, así como vitaminas A y E. Es uno de los pescados, de los cada vez más escasos, salvajes. Así que por precio y propiedades creo que no deberíamos dejar pasar la oportunidad de consumirlo. Además se presta a un montón de elaboraciones. Y como lleva muchos años de consumo entre nosotros, existen un montón de ideas de como cocinarlo.

INGREDIENTES
(4PAX)

4 lomos de bacalao fresco
Salsa de soja
Pimienta negra
Aceite de oliva

Cogemos los lomos de bacalao y les echamos un poco de pimienta por ambas partes. En un recipiente hondo colocamos los lomos y echamos salsa de soja. No hace falta que los cubra enteros. Primero los ponemos por un lado y a los 10 minutos les damos la vuelta y los dejamos otros 10 minutos. Como veréis no le he puesto sal, su función ya la hace la salsa de soja. Mientras que se va empapando podéis hacer una crema de verduras y ya tenéis una cena completita.
Una vez pasado el tiempo, lo hacemos en una sartén con poco aceite, como a la plancha. No secamos los lomos, según los sacamos los echamos en la sartén. El fuego una vez que ha alcanzado la temperatura para que la sartén esté caliente, lo bajamos a medio, que si lo ponemos muy fuerte lo quemaremos y no se hará por dentro. Lo he puesto primero con la piel hacia arriba, Ya sé que normalmente los pescados a la plancha se hacen primero por el lado de la piel. Pero yo lo he hecho así y me ha servido para controlar perfectamente el punto del pescado y en cuanto he visto que las lascas se empezaban a separar, lo he sacado.
Os animo a probarlo, yo ya le hecho un hueco en favoritos.



2 comentarios:

  1. Oye, que rico esto, no??, y que facil......quedará igual de rico con otro pescado blanco??

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ñam, ñam tienes que hacerlo. Y en cuanto a otros pescados, pues no sé, yo supongo que sí. Hay que probar. Besos

      Eliminar